Camino al sur en el kilometro 332, y por los próximos 10k la carretera se pinta de rojo. Una veintena de puestos invitan a comprar frutillas a los aburridos conductores…

En vez de gritar un “caserita” , pintan de manera espontánea sobre casi cualquier cosa ilustraciones de frutillas.

Siempre nos llamo la atención esta galería del mejor diseño gráfico al aire libre, en medio de la nada y hecha por completos desconocidos…. ¿Funciona? Debemos decir que si… ¡Ya que nos fuimos comiendo frutillas hasta pasar por otra joyita camino al sur!

 

Próximo Mercado

ESTÉN ATENTOS QUE PRONTO ABRIREMOS LAS POSTULACIONES CON NUEVAS NOVEDADES!!!!!!

Menú

¿!QUE SERÁ!? Ni Nostradamus sabe con certeza todavía, pero algo dijo de chuparse los dedos y soltarse el botón del pantalón…

— A JUNTAR HAMBRE —